IMPLANTOLOGÍA

IMPLANTES DENTALES

Los implantes dentales, desde el punto de vista práctico, son exactamente iguales que nuestros dientes naturales, por lo que nos permiten masticar con total comodidad, sonreír, hablar y, en definitiva, sentir la misma seguridad que con nuestra propia dentadura. El objetivo principal de los implantes dentales es sustituir los dientes perdidos por distintas razones.

 

Proceso de un tratamiento de implantología dental

Diagnóstico y planificación:
Cuando un paciente acude a la clínica dental se le realiza un diagnóstico previo por parte del odontólogo. Se realiza un estudio con una serie de pruebas radiográficas (radiografía panorámica, TAC dental…), para realizar un plan de tratamiento correcto. Todas nuestras clínicas disponen de TAC dental para poder planificar correctamente la colocación del implante dental.
Colocación del implante:
Una vez colocado el implante dental esperaremos un proceso de oseointegración del implante dental que dependerá en gran medida de cada paciente. El día después de la colocación del implante no suele ser doloroso.
Planificación de la prótesis:
Una vez pasado éste tiempo (3 meses aproximadamente), empezaremos a planificar la prótesis dental o corona. Durante esta última fase del tratamiento se confeccionará a medida una prótesis dental ajustada a la estética y oclusión de cada paciente.
Mantenimiento del tratamiento:
El tratamiento de implantología dental es un sistema seguro y avanzado gracias a los materiales y a la tecnología utilizada en nuestra clínica. Sin embargo, es muy importante, una vez terminado el tratamiento, seguir una serie de pautas para darle durabilidad al tratamiento realizado.
  • Acudir a la revisión anual programada por la clínica. En estas revisiones podremos detectar cualquier problema que pueda evolucionar en una pérdida del implante, ya sea por una infección (Periimplantitis) o pérdida ósea.
  • Correcta higiene dental. Si en el primer año, observamos la falta de una buena higiene oral, deberemos corregir este problema con el fin de prevenir futuras infecciones.

Tipos de tratamiento con implantes dentales

Utilizamos los implantes dentales para sustituir dientes perdidos así como para rehabilitar arcadas completas.

Con los implantes dentales podemos realizar rehabilitaciones de arcadas completas a partir de 2 implantes por arcada. Estas rehabilitaciones irán condicionadas con el tipo de prótesis a utilizar y la calidad ósea de cada paciente. Nuestros profesionales aconsejan y asesoran a cada paciente para que sepa que tipo de tratamiento es el que mejor.

Los tipos de prótesis sobre implantes que utilizamos en nuestra clínica pueden ser de 2 implantes, 4-6 implantes o bien 6-8 implantes

Beneficios de los implantes dentales

Los implantes dentales son la mejor opción para la reposición de un diente perdido porque no perjudica a los dientes vecinos.

Los implantes dentales son duraderos en el tiempo.

Los implantes dentales es el tratamiento más rentable por su capacidad de durar muchos años.

Logran un acabado estético y natural.

La sensación de masticación es lo más parecido a un diente natural y se puede consumir cualquier alimento.

Consecuencias de no reponer piezas dentales

Desplazamiento de los dientes tanto superiores como inferiores.

Cambios en el patrón de masticación, por lo tanto, tendremos que masticar por el lado que tenga más dientes y esto conllevará problemas en la articulación tempo mandibular (ATM).

Al utilizar otros dientes para la masticación, los sobrecargaremos produciendo debilidad en ellos y posiblemente su pérdida en un futuro.

Al no haber ni diente ni implante, no habrá estimulación del hueso y esté se irá debilitando y perdiendo.

Aumento de caries y sensibilidad dental a consecuencia de los restos de alimentos que quedan entre los dientes por el desplazamiento dentario.

Aumentan los problemas fonéticos.

Problemas de estética por la falta de piezas dentales.

 

PIDE TU CITA ONLINE

CALLE DEL CASTAÑO 36
28935 PARQUE COIMBRA – MÓSTOLES